Lunes, 05 de marzo de 2018
 
Discurso del contralor general en el primer Encuentro de Oficinas de Atención al Ciudadano de Contralorías Estadales

Buenos días.

En nombre de Dios Todopoderoso, y del pueblo soberano de Venezuela, en ejercicio del poder constituyente originario e intransferible por órgano de la Asamblea Nacional Constituyente, a cuya soberanía estamos sometidos los poderes constituidos, en los tres niveles de gobierno: nacional, estadal y municipal; en representación de la Contraloría General de la República Bolivariana de Venezuela, instalo oficialmente el primer encuentro con jefas y jefes de las Oficinas de Atención al Ciudadano de las contralorías estadales.

Es propicia la ocasión para dejar sentado una vez más que este Máximo Órgano de Control Fiscal resolvió aprobar el Plan Estratégico del Sistema Nacional de Control Fiscal (PESNCF) 2016-2021, publicado en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela número 40.983 de fecha 7 de septiembre de 2016.

La ejecución del Plan Estratégico del Sistema Nacional de Control Fiscal solo es posible mediante la acción coordinada de sus integrantes, necesaria para fortalecer la capacidad del Estado y la gestión de Gobierno con eficiencia, eficacia, transparencia, ética pública, moral administrativa, lealtad, humildad, honestidad, sentido de pertenencia institucional, objetividad, rendición de cuenta y responsabilidad en el ejercicio de la función pública.

Es necesario lograr la debida eficacia en la prevención oportuna de prácticas irregulares y lucha contra la corrupción y la impunidad para beneficio de las ciudadanas y ciudadanos, como centro de objeto del Sistema Nacional de Control Fiscal.

El Sistema Nacional de Control Fiscal es y seguirá siendo en el tiempo el modelo de referencia en el ejercicio coordinado del control, la vigilancia y la fiscalización de los ingresos, gastos y bienes públicos, y de las operaciones relativas de los mismos. Vale decir que la actuación del referido sistema está orientada a la realización de auditorías, inspecciones y cualquier tipo de revisiones fiscales en los organismos y entidades sujetos a su control, actuando con un alto componente ético, profesional, tecnológico y de participación ciudadana.

Las servidoras y servidores públicos responsables de la ejecución de Plan Estratégico del Sistema Nacional de Control Fiscal —que, vale mencionar, somos todas y todos, servidoras y servidores públicos de la Contraloría General de la República, y de las contralorías estadales y municipales— gozamos de confianza y credibilidad para lograr el apoyo de la comunidad, representada en los consejos comunales o cualquier otra asociación de ciudadanas y ciudadanos que tenga como norte fortalecer el poder popular. Esto se hace evidente y necesario para coadyuvar al logro de la mayor suma de felicidad social, enmarcado en el principio constitucional que tienen los órganos y entes del poder público nacional, estadal y municipal de colaborar entre sí para la consecución de los fines del estado (Artículo 136 de la CRBV).

Oficina de Atención al Ciudadano

La Oficina de Atención al Ciudadano tiene como función principal promover la participación ciudadana de forma directa, organizada, individual o colectiva en el marco del principio de corresponsabilidad para el control de la gestión pública, a través de la interposición de denuncias, quejas y reclamos de manera oportuna.

La participación ciudadana permite fortalecer los valores, virtudes y derechos consagrados en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

El derecho a la participación en los asuntos públicos es un derecho fundamental que deriva del ejercicio del poder soberano que reside en el pueblo, y cuyo ejercicio confiere a las ciudadanas y ciudadanos el derecho a la cooperación en la gestión y resolución de los asuntos públicos en forma directa o a través de los representantes libremente elegidos.

Principios y valores

Es oportuno señalar que la organización y participación del pueblo en el ejercicio de su soberanía se inspira en la doctrina del Libertador Simón Bolívar, y se rige por los principios y valores socialistas de la democracia participativa y protagónica, así como interés colectivo, equidad, justicia, igualdad social y de género, diversidad cultural, defensa de los derechos humanos, corresponsabilidad, autogestión, cooperación, solidaridad, honestidad, eficacia, eficiencia, rendición de cuentas, y control social, entre otros.

El consejo comunal es la instancia de participación e integración de ciudadanas y ciudadanos. Son organizaciones y movimientos sociales que permiten al pueblo organizado ejercer el gobierno comunal y la construcción de un nuevo modelo de sociedad igualitaria, y equitativa con justicia social.

A través de los consejos comunales se promueve y consolida la democracia participativa y protagónica, mediante la promoción y fortalecimiento de la intervención del poder popular en la planificación, control y ejecución de la gestión pública.

La Dirección de Atención al Ciudadano y Control Social es la dependencia de la Contraloría General de la República encargada de promover la participación ciudadana a través de la implementación de programas pedagógicos y formativos dirigidos a la ciudadanía, así como atender orientar y tramitar denuncias, quejas, reclamos, sugerencias y peticiones.

Entre sus otras atribuciones están:

  • Establecer estrategias que coadyuven a la prevención y corrección de comportamientos, actitudes y acciones que sean contrarios a los intereses sociales, la ética pública y la moral administrativa en el desempeño de las funciones públicas.
  • Atender y orientar a la ciudadanía sobre su derecho a presentar ante la Contraloría General de la República iniciativas vinculadas con el ejercicio de la participación ciudadana en el control fiscal y control social sobre la gestión pública.
  • Proponer programas pedagógicos e informativos, así como cualquier actividad que permita fortalecer los principios y valores socialistas de la democracia participativa y protagónica de las ciudadanas y ciudadanos.
  • Atender, orientar, apoyar y asesorar a los ciudadanos y ciudadanas que acudan a la Contraloría General de la República a solicitar información, requerir documentos o interponer denuncias, quejas, reclamos, sugerencias o peticiones.
  • Llevar un registro de las denuncias, quejas, reclamos, sugerencias y peticiones.

(Según Resolución N.° 01-00-000293 del 28 de junio de 2016, publicada en la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela N.° 40.946 de fecha 18 de julio de 2016).

Formación necesaria a los servidoras y servidores públicos que ejercen funciones en las oficinas de atención al ciudadano

En virtud de la importancia institucional que representan las OAC, el personal que ejerce funciones en estos espacios deben contar con el apoyo de las direcciones de talento humano o recursos humanos, sea cual fuese su denominación, para fortalecer la formación adecuada y permanente y de esta manera cumplir con sus funciones eficiente y eficazmente; para ello, es necesario seleccionar personal idóneo para la atención y el contacto directo con los usuarios, quienes deben ayudar o servir para resolver sus problemas o brindar una orientación adecuada de lo que deben hacer, con buena disposición de servicio hacia los demás, disfrutando de su labor, aportando ayuda y soluciones al público en fiel cumplimiento de sus deberes profesionales.

La atención al ciudadano requiere buena disposición, actitud y también inmediatez, cualidades importantes para buscar profesionales con un perfil especial e ideal para el puesto.

Es necesario que estas servidoras y servidores públicos tengan conocimientos básicos sobre las leyes del poder popular, a saber: Ley Orgánica del Poder Popular, Ley Orgánica de los Consejos Comunales, Ley Orgánica de Planificación Pública y Popular, Ley Orgánica de las Comunas, Ley Orgánica de Contraloría Social y Ley Orgánica del Sistema Económico Comunal.

La participación ciudadana en Venezuela es un derecho consagrado en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, que se encuentra expresado desde su preámbulo y desarrollado en su articulado, entre los cuales podríamos mencionar el artículo 5, referido a la soberanía popular y su ejercicio; el 62, referido a asuntos políticos; el 67, referido al derecho de asociación política; el 68, referido al derecho a manifestar pacíficamente; el 70, referido a la participación y protagonismo para la elección de cargos públicos, referéndum, consulta popular, revocación de mandato, iniciativas legislativas, constitucional y constituyente, el cabildo abierto y asambleas de ciudadanos y ciudadanas, cuyas decisiones serán de carácter vinculantes; y el 71, referido al referéndum consultivo.

Comentarios o análisis sobre el protagonismo de los ciudadanos y ciudadanas en el control fiscal

Desde la concepción misma del sistema democrático en la antigua Grecia, cuna de la civilización occidental, se ha considerado la participación de los ciudadanos como un pilar fundamental de la esencia republicana.

Para comprender las claves de la cultura en que vivimos es preciso conocer sus orígenes y los principales acontecimientos de su evolución histórica, que sustentan los modelos de participación que han evolucionado en función de las características propias de cada sociedad.

Desde 1999, en Venezuela la participación ciudadana se ha incrementado significativamente con la inclusión del pueblo organizado en las instituciones del Estado; mediante el empoderamiento del protagonismo conferido en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, ciudadanos a través del ejercicio de los derechos y en el cumplimiento de sus deberes en la cooperación, fiscalización y control de proyectos ejecutables para el logro de una mejor calidad de vida. Esto constituye una realidad nacional innegable que ha sustentado y afianzado el concepto de la democracia participativa y protagónica, en un estado social de derecho y de justicia.

La democracia participativa y protagónica permite que las ciudadanas y ciudadanos tengan pleno involucramiento en la toma de decisiones de políticas de Estado.

Con base en ello, el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías, cuando aspiró a la Presidencia de la República, en 1998, planteó al país ir a una constituyente como su gran oferta electoral, todo con el fin de refundar la República.

Resulta oportuno destacar que el Libertador Simón Bolívar fue un sólido republicano, convencido de que la monarquía era una forma de gobierno anacrónica. En todos sus proyectos constitucionales plantea la esencia de la democracia, conformada por gobiernos populares republicanos, responsables y representativos, en los cuales era decisiva la intervención de las mayorías y el respeto a la opinión popular.

En tal sentido, Simón Bolívar sentenció: “El gobierno más perfecto es aquel que produce la mayor suma de felicidad posible, mayor suma de seguridad social y mayor suma de responsabilidad política”.

Durante estos últimos 17 años, Venezuela ha tenido, y mantiene aún, un reto difícil, pero hermoso, que no es otro que la consolidación del estado comunal, con un modelo de gestión sostenible y sustentable para el desarrollo integral de sus conciudadanos. Sin embargo, este trabajo no les pertenece a unos pocos, sino a todas y todos quienes conformamos la patria, para un mejor aprovechamiento de los invaluables recursos de la nación, en libertad, con soberanía, inmunidad, integridad territorial y autodeterminación.

Las auditorías a los consejos comunales son herramientas para velar por el buen uso de los recursos públicos

Los órganos de control ejecutan constantemente procesos de auditoría en los organismos y entes del Estado, y de alguna manera los consejos comunales deben cumplir procesos similares a través de la contraloría social. Sin embargo, hay mucho desconocimiento por parte de las comunidades sobre los procesos de auditoría, y los órganos de control deben minimizar esta falla aportando a las organizaciones de base del poder popular documentación y formación que, además de fomentar la participación ciudadana en el control fiscal y social, las orienten en la ejecución de sus propias auditorías.

En un proceso de auditoría, para determinar una irregularidad o poder emitir una opinión, se debe plantear un informe y dictaminar en él las observaciones o hallazgos producto de la revisión efectuada, y es gracias a esta información que la norma como mecanismo de control de los órganos y entes que conforman la Administración Pública se ha mostrado sumamente efectiva para lograr que muchas fundaciones y entes mejoren su gestión y sus procesos, a pesar de los constantes cambios de gestión que se realizan en las instituciones públicas.

Es importante que los organismos o las direcciones de control de los poderes públicos, de la administración centralizada y descentralizada, así como la estadal y municipal, incrementen su presencia en las comunidades, e impartan orientación y formación a las organizaciones de base del poder popular, dando a conocer el proceso de auditoría para que las organizaciones populares puedan ejercer el control en su nivel, y sepan cómo tratar a las personas y entidades sujetas a su supervisión. También es necesario hacerles saber a las comunidades que los órganos de control son asesores, y están dispuestos a realizar charlas, talleres y mesas de trabajo en donde se les puede dar la información necesaria para el ejercicio del control social como lo establece la norma jurídica, y de esta manera no continuar empleando métodos o técnicas de control equivocados que resulten en la afectación de sus actuaciones, de manera que las unidades que tengan la responsabilidad de rendir cuenta lo hagan correctamente.

Las contralorías estadales deben cumplir con estos procedimientos debido a que es su deber velar por que los recursos que se otorguen a los estados se ejecuten de una manera transparente y apegada a todos los principios que rigen la Administración Pública; además, deben mantener comunicación constante con las organizaciones de base del poder popular a fin de formarlos y educarlos en el control social y fiscal para mantener la prevención y lucha contra la corrupción.

Responsabilidad social de los consejos comunales

La Ley Orgánica de los Consejos Comunales es la columna vertebral para desarrollar las premisas de participación y protagonismo del pueblo organizado en comunidades. En tal sentido, la organización, funcionamiento y acción de los consejos comunales se rige conforme a los principios de corresponsabilidad, cooperación, transparencia, rendición de cuentas, honestidad, eficacia, eficiencia, responsabilidad social, control social, solidaridad, equidad, justicia e igualdad social y de género.

Directoras y directores de la Contraloría General de la República, y jefas y jefes de las Oficinas de Atención al Ciudadano presentes, compatriotas todas y todos: debemos conformar un equipo sólido y permanente a escala nacional que permita entender el Sistema Nacional de Control Fiscal como un sistema de vanguardia, guiado por la ética pública y la moral administrativa, responsable de asumir con honestidad, equidad, decoro, humildad, vocación de servicio, disciplina y compromiso social los diferentes roles a los que estamos obligados, en el marco de nuestras competencias, sin perder de vista la participación del ciudadano y la ciudadana.

Insto a las contraloras y contralores de estados y municipios, a sus directoras y directores, ordenados según sus estructuras organizativas, a que orienten su gestión hacia la profundización del Sistema Nacional de Control Social, ejercido por las máximas autoridades y demás niveles directivos y gerenciales, entre los cuales están las Oficinas de Atención al Ciudadano, las cuales deben promover el adecuado ejercicio del control social a través de la comunidad organizada, en aras de salvaguardar el patrimonio público.

Venezuela socialista

En el marco de la Venezuela socialista, se me ocurrió traer a este evento algunas reflexiones: el socialismo del siglo XXI adquirió difusión mundial desde que fue mencionado por el doctrinario y padre del socialismo en Venezuela, Hugo Rafael Chávez Frías, el 30 de enero de 2005, desde el Quinto Foro Social Mundial. En dicho foro, el Comandante Eterno de la Revolución Bolivariana expresó: “Hemos asumido el compromiso de dirigir la Revolución Bolivariana hacia el socialismo y contribuir a la senda del socialismo, un socialismo del siglo XXI que se basa en la solidaridad, en la fraternidad, en el amor, en la libertad y en la igualdad; debemos transformar el modelo capitalista y avanzar hacia un nuevo socialismo que se debe construir día a día”.

Ahora bien, es necesario reflexionar sobre los siguientes aspectos: no hay duda de que vivimos un proceso socialista, pero también es cierto que este proceso aún se está gestando; todo los días debemos verlo así para sentir la necesidad de fortalecerlo y defenderlo, aún se construyen las bases para implantar la nueva economía y la nueva macroeconomía.

Valores éticos

Además de los valores mencionados en el recorrido de este discurso, debemos evaluar que en general los valores éticos son un conjunto de normas que a diario tenemos de manera inconsciente en nuestro mundo cognitivo, y algunas veces no los exteriorizamos, lo cual podría constituir, en algunos casos, grave error, pues son los valores éticos una guía que nos ayuda a actuar de manera correcta frente a diversas situaciones. Esos valores éticos son propios de cada persona y regulan la conducta individual y más en el caso de la valoración al talento humano.

La Contraloría General de la República tiene a disposición de la ciudadanía la Dirección de Atención al Ciudadano y Control Social como un medio que permite participar a través de las denuncias, quejas, reclamos, sugerencias y peticiones de manera directa, individual o colectiva para el control de la gestión pública en la prevención e investigación de actos que atenten contra la ética pública y la moral administrativa, mediante la promoción de la educación y la formación como proceso creador que proporciona orientación e información a quien lo solicite. Esta dirección está adscrita al despacho del contralor general de la República.

No puedo terminar este discurso sin invocar una vez más que la República Bolivariana de Venezuela es irrevocablemente libre e independiente y fundamenta su patrimonio moral y sus valores de libertad, igualdad, justicia y paz internacional en la doctrina de Simón Bolívar el Libertador; que son derechos irrenunciables de la nación la independencia, la libertad, la soberanía, la inmunidad, la integridad territorial y la autodeterminación nacional.

Un martes del 5 de marzo de 2013, siendo las 4:25 p.m., el entonces vicepresidente ejecutivo de la República, Nicolás Maduro Moros, anunció ante Venezuela y el mundo el fallecimiento del presidente constitucional de la República Bolivariana de Venezuela Hugo Rafael Chávez Frías.

El silencio sepulcral inundó al país, a Latinoamérica, el Caribe y con seguridad al mundo entero. El ambiente nacional se puso de luto y en el orden de 30 millones de venezolanas y venezolanos, chavistas o no, manifestaban su dolor.

Hoy, cinco años después, sentimos al Comandante Eterno de la Revolución venezolana y al padre del socialismo con más vida que nunca, pues su legado se quedó para siempre.

Solicito a todas y a todos ponerse de pie y guardar un minuto de silencio.

Les regalo a la audiencia los siguientes pensamientos:

“Lo que se adquiere con trabajo, dedicación, lealtad, humildad, sentido de pertenencia y amor, más se ama”. Manuel Enrique Galindo Ballesteros, Caracas, 24-02-2018.

“Cuando no tenemos sentido de pertenencia por lo que hacemos, resulta mejor evadir las responsabilidades invocando la culpa a otras personas, sin admitir nuestros errores”. Manuel Enrique Galindo Ballesteros, Caracas, 01-03-2018.

Contraloras y contralores somos todos.

Independencia y patria socialista. Viviremos y venceremos.

Gracias, gracias, gracias.

Volver al indice
   
Mapa del sitio    Contáctanos
Avenida Andrés Bello, Edificio Contraloría General de la República. Caracas - 1050, Venezuela.
Central telefónica: [58212] 508.31.11 - 508.30.00
RIF: G-20000026-0